Cebo electoral

Rubalcaba ha anunciado hoy su intención, si gana, si le votan, si vende su moto,  es decir que se plantea llevar en el programa del PSOE  la bajada del IVA de los libros electrónicos del 18 al 4%, algo que deberían haber hecho ya, en lugar de usarlo como promesa de relleno en campaña.

La subasta de promesas empezó hace tiempo, pero a partir de ahora  las ofertas para captar el voto se van a volver cada vez más irresistibles.

Mientras tanto habrá ciudadanos que sigan soñando con el día en el que que los votantes sean los verdaderos redactores de los programas electorales.

 

 

Ebobos

Diciembre de 2009, González-Sinde anuncia que el IVA del libro electrónico será el mismo que el del impreso.

Abril de 2010, Hacienda  dice que  tururú,  el tipo reducido del impuesto del 4% no alcanzará a  los libros electrónicos que se comercialicen a través de la venta de códigos de descarga.

Y ahora que me cuente alguien cuál es la lógica de esta desigualdad y discriminación manifiesta a la venta de Ebooks por descarga.

¿Joder aún más el mercadillo editorial digital?

¿Favorecer a los grandes dinosaurios del papiro?

¿Se lo ha recomendado a Hacienda, o a  Sinde, un sobrino que hace webs con Frontpajas?

¿Los libros electrónicos se gravarán  con un impuesto por las labores del PDF?

¿Es otro pasito más para el control y secuestro de las planchas de internet para proteger al creador?

Diga, diga…