en Viñetas

Condenan a un dibujante turco a un año y quince días de cárcel por “insultar valores sagrados”

Viñeta de Seyfi Sahin por la que ha sido condenado y que además fue motivo del cierre de la revista Girgir por sus editores en 2017.

El dibujante Seyfi Sahin, que trabajaba para la popular revista satírica Girgir, ha sido condenado hoy a una pena de prisión de un año y 15 días por “insultar valores sagrados” en una una viñeta donde aparece una caricatura del profeta Moisés. La acusación pedía un año y medio de cárcel.

En la viñeta, el profeta judío Moisés, también considerado figura sagrada en el islam y en el cristianismo, está contando cómo separó las aguas del mar Rojo, las personas que lo escuchan a su alrededor se quejan, usando alguna palabrota, de que siempre repite las mismas historias.

 

Durante la audiencia final del juicio, el dibujante dijo que no hizo la caricatura con el propósito de insultar y ofreció una disculpa a la comunidad judía añadiendo:

“Si he cometido un error, no ha sido deliberadamente”.

Seyfi dijo también que algunos miembros de la comunidad judía le hicieron saber que en Israel se publican viñetas similares e incluso peores sobre Moisés. (Fuente)

El tribunal no suspendió la sentencia de cárcel que le impuso a Seyfi Sahin por considerar que había cometido un delito similar en el pasado y que no había indicios de que no vuelva a cometer el mismo delito. (sic)

Girgir, un caso sin precedentes

Última portada de la revista Girgir del 15 al 21 de febrero de 2017

La revista Girgir fue cerrada por sus propietarios en febrero de 2017 después de que publicara la viñeta sobre Moisés, que fue considerada ofensiva para judios y musulmanes y por la que ahora el dibujante ha sido condenado.

En su día, la empresa pidió perdón así en un comunicado:

“Pedimos disculpas a todos los que hayamos podido hacer daño con esta viñeta terrible, no nos dimos cuenta antes de la impresión de la revista debido a la falta de sueño y el agotamiento.”

El caso de la revista Girgir es excepcional porque fueron los propios editores los que se aplicaron la autocensura ejerciendo de policía del pensamiento y chaparon la publicación, despidiendo a todos los trabajadores.

Además, el abogado que representaba a la editorial de Girgir en ese momento dijo a los medios que la empresa presentaría denuncias penales contra los dibujantes y cualquier otra persona de la plantilla de la revista que tuviera relación con la publicación de la viñeta en cuestión.

Girgir, revista de la editorial Estetik, fue fundada en 1972 y se distribuía como suplemento semanal gratuito del diario “Sözcü” convirtiéndose en la revista satírica más vendida Turquía entre 1980 y 1990. A pesar de que cerró por un corto espacio de tiempo tras el golpe militar de 1980, seguía siendo revista de culto, sobre todo por sus viñetas políticas que sorteaban la censura.

No es la primera vez que escribo por aquí sobre sentencias condenatorias, persecuciones y multas a artistas en Turquía.

Relacionado, más de cien casos por todo el mundo:

humor-apuros

Comentar

avatar
3000

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.