en Viñetas

La viva imagen del periodismo

periodismo

La viñeta del domingo 15/05/2016 en CTXT

Cuando hay que recitificar sobre un muerto que se descubre vivo, lo mejor para no hacer el ridículo es hacerlo mucho más y escribir un chiste sobre su resurrección, poner unas comillas y tirar millas.

Eso es lo que ha hecho la mayoría de medios que dieron por sentado que en Corea de Norte se había ejecutado al general  Ri Yong-gil. Pero no, resulta que a los pocos días apareció sin ejecutar, vivo y haciendo las cosas propias de los vivos.

Lo más honesto hubiera sido titular, la hemos cagado y nos hemos comido una (otra) noticia falsa. Pero contar que resucita, como si fuera algo ajeno a la historia contada, sigue dando clics, que al fin y al cabo es de lo único que se trata este juego.

Por cierto, es el mismo general del que en 2014 ya se dijo que había desaparecido pero apareció al rato. Y también entonces se contaron cuentos de que le habían dado matarile a fusil o a pellizcos.

Ya son varios años de noticias que no son noticia, porque no tienen más base que algo que alguien dice que dijeron. Rumores que suelen venir de alguna agencia o medio de Corea del Sur, China o de una página con un nombre como IndependentSunMirror o cualquier otro nombre en chino o en yupik. No es el primer caso de personas que son noticia por haber sido ejecutadas  en Corea del Norte y que aparecen sonrientes al rato.

Cuando se dice que algo terrible ha sucedido en Corea del Norte hay que darlo por cierto, el malo siempre puede ser más malo. Si a eso le unimos la imposibilidad de poder acceder con normalidad a fuentes fiables y más cercanas sobre lo que allí sucede, cualquier supuesta fuente será dada por buena. Sin pestañear.

Y ya que se han cepillado a alguien, pues se aprovecha para añadir todo el dramatismo posible, cuanto más gore, mejor.

Por citar algún caso más conocido, en 2014 una cantidad importante de medios se tragaron algo escrito en un diario chino llamado “Wen Wei Po”  que contaba que Kim Jon Un había ejecutado a su tío, Jang Song Thaek,  arrojándolo a las fauces de 120 perros hambrientos que llevaban cinco días sin comer. Se conoce el número exacto de perros y días que llevan sin papear, pero ningún detalle más.

Bastó apuntar que el medio donde aparecía publicado es considerado el órgano portavoz en Hong Kong del Partido Comunista de China para que no tener que cuestionarse semejante historieta.

Gran parte de los medios españoles jugaron a los condicionales, ya saben, añadiendo el socorrido “podría”, “pudo haber sido” y todas sus variantes. Algo que abre la carta de posibles técnicas de ejecución a cualquier tipo de tortura, desde la lapidación con chinchetas hasta la muerte por sobredosis de audiciones de discos de Bisbal.

Sin embargo, Reuters apuntó a que el origen de esta supuesta noticia se encontraba en una sátira  escrita en una red de microblogging china el 11 de diciembre de 2013. Es decir, una parodia, un chiste, un “tuit” humorístico.(Copia en Archive) -(Ver captura). Así que la mayoría de medios  estuvo haciendo el gilipollas durante un buen rato.

A día de hoy, basta buscar el titular, para comprobar que lo siguen haciendo. Sin que nadie haya podido confirmar ni lo blanco ni lo negro. Ni se molestan en añadir una sola línea que advierta de que nadie ha podido obtener verificación de nada.

Tampoco importa mucho, los bulos suelen llegar para quedarse y en la memoria colectiva quedará la imagen sangrienta de los 120 perros hambrientos masticando las tripas del tito.

Y así es como veo el (este) periodismo, muriendo un poco cada día, asesinado por los mismos que al día siguiente lo enarbolan orgullosos asegurando que está más vivo que nunca.

Comentar

Olvídate del spam, esto no es tablón de anuncios

Tu primer comentario quedará en moderación. Los siguientes hechos con el mismo correo se aprobarán automáticamente.

avatar
3000
wpDiscuz